ALZAR LA VOZ EN DICTADURA

H oy les muestro el extracto de mi ensayo “ALZAR LA VOZ”, un compendió de hechos relevantes de nuestra historia reciente, a partir del añ...

lunes, 6 de octubre de 2014

DE CORAZON A CORAZON


Hay muchas maneras de recibir la bendición de Dios Todopoderoso, una de ellas es ayudar al prójimo, como lo ordena los mandamientos. De todos los diez “ama a Dios sobre todas las cosas y al prójimo como a ti mismo”, son los de obligatorio cumplimiento. “Todo el que infrinja uno de estos mandamientos, por pequeño que sea, y enseñe a otros hacer lo mismo, será considerado el más pequeño en el reino de los cielos; pero el que los practique y enseñe será considerado grande en el reino de los cielos”. Mateo 5:17.

La ayuda que todos hicieron a través de un radio maratón y completar más de 700 mil bolívares para el pequeño Jacob, es de gran bendición para los neoespartanos, y así mismo, para la isla que tanto requiere de la bendición de Dios. Con fe en Dios y Cristo Jesús, lograremos que Jacob sea un niño fortalecido.

La próxima semana el niño Jacob será sometido a la primera operación cerebral, más adelante será intervenido por su deficiencia cardíaca. Es la oportunidad para que pongamos en oración a este hijo de Dios bendecido, para salir restablecido y con éxito de ambas intervenciones quirúrgicas, la primera será el día 14 de octubre. Abrigamos la fe y esperanza que con cada gota de amor donada, se logrará vida saludable a este niño venezolano, hijo de un pescador, proveniente de la pequeña Isla Los Testigos.
Más que el valor de cada donación, lo importante es aferrarnos todos a la oración para que nuestro Dios Supremo intervenga dándole sanación completa a Jacob, según su voluntad. El dinero es un vehículo, pero la oración es la verdadera intervención. Sin ella no podríamos lograr nada.

Con el encuentro personal de cada uno con nuestro Dios de amor, unidos en una cadena de oración, pedir y ser escuchados por Él, será la única forma de ver a Jacob correteando feliz, como el resto de los niños en su casa y por la emisora 88.7, la cual fue el centro de una jornada cargada de solidaridad de corazón a corazón en su nombre y para la Gloria de Dios.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario